Regresar al inicio

El hospital con barrotes

Pau Coll
No se puede ver desde afuera, pero dentro del Hospital Psiquiátrico en Soyapango existe una cárcel con cerca de 100 enfermos mentales encerrados. Lo que debería ser un centro médico con capacidad de atender complejas patologías, no es más que otra mugrienta cárcel. Hacinamiento, custodios y un solo psiquiatra que se ocupa de todos los pacientes.

El último médico

Edu Ponces
Para el doctor Eduardo Abullarade y los forenses del Instituto de Medicina Legal los homicidios se han convertido en una rutina. Día tras día, estos médicos especializados en la muerte recorren el lado más oscuro de El Salvador con la serenidad imperturbable de quien sabe que detrás de cada cadáver, solo les espera otro más.

La noche de Mariona

Pau Coll
La mañana del tres de noviembre de 1887 entraron los tres primeros reclusos a la Penitenciaria Central de La Esperanza, en su antigua ubicación en el centro de la capital. Desde entonces, la cifra de internos ha llegado a los 4.738 reos en el actual penal que fue mudado en 1972 al cantón San Luis Mariona, hombres que van desde asesinos múltiples...

La gran pregunta

Marcela Zamora
Para entender por qué en uno de los países más violentos del mundo asesinan a estudiantes quizá haya que replantearse la pregunta, hacerla más general: ¿por qué matan a los jóvenes? Entonces en la hoja siempre se dibuja un mundo violento con diferentes escenarios: la colonia, la escuela, la ciudad... Y las familias, en el luto fugaz, comprenden...

Culpables de nacimiento

Marcela Zamora
Están presos y ni siquiera han cumplido los cinco años. Ven televisión detrás de las rejas y ese es el único espacio que tienen para divertirse. Son 74 niños en donde 3 ocupan el espacio que debería tener uno. Son los hijos de madres condenadas. Culpables de nacimiento.

Custodios del virus

Edu Ponces
Tras más de seis meses vigilando las cárceles de El Salvador, el ejército ha demostrado su eficacia impidiendo la entrada de ilícitos, pero también ha dejado patente que su personal no es inmune ante la enfermedad que circula desde hace años por  los penales del país: la corrupción.

Ver más noticias

|